La moda de las botas de agua y el bikini

Hay una cosa en este mundo que me cuesta mucho comprender, por qué las personas van enseñando chicha por una parte del cuerpo y por la otra lo dejan todo bien tapadito. Pues ahora tengo que sufrirlo con la moda de las botas de agua y los bikinis, una degeneración que ha sufrido la moda de las botas de agua y las faldas. Si la primera ya me costaba entender, ahora tengo que soportar la moda de las botas de agua y los bikinis.

Yo siempre he pensado que si te pones unas botas de agua que no dejan ni respirar el pie es porque no quieres mojarte ni pasar frío, entonces porque te pones falda, lo más lógico sería llevar unos pantalones, ya  tendrás tiempo de enseñar piernas. Ponerse una falda o un pantalón corto con ese tipo de botas es un contrasentido difícil de entender y con muy poco estilo.

Las botas de agua no estilizan ninguna figura, ni se ajustan a tus piernas, vamos pienso en botas de agua y mis recuerdos son de un labrador algo entrado en carnes llevándolas para regar sus campos, sin duda un referente de moda con sus pantalones llenos de fango hasta las rodillas.

La moda de las botas de agua y el bikini.

La moda de las botas de agua y el bikini.

Por eso si te pones unas botas de agua debes acompañarlas con unos pantalones largos, disimula que te has puesto esos zapatos tan poco elegantes con algo, no los destaques enseñando parte de tus piernas con una falda. Y por si eso fuera poco, ahora van y lo conjuntan con un bikini, para mear y no echar gota.

Si llevas un bikini puesto es por un motivo, o tienes calor, o quieres enseñar carne de la buena o vas a tomar el sol. Por tanto usando estos tres principios analicémoslos detenidamente.

Cuando tienes calor o vas a tomas el sol lo ideal es un calzado que transpire y que pueda dejarte pocas marcas, sin duda un contrasentido a las botas, seguro que si tomas con ellas el sol parecerás un ciclista en la playa, con sus calcetines y camiseta siempre encima aunque vaya en pelotas.

Y si hablamos de enseñar carne pues me quedo sin palabras, si llevar unos tacones a la playa no es lo más adecuado por lo menos estilizan tu figura, las botas no sirven ni para eso, solamente sirven para una cosa, para que se ría la gente.

Las botas de agua no son elegantes, son una degeneración de las botas de piel, con ellas si que estarás sexy, pero con las de agua hasta tu marido huirá, son un repelente natural para el sexo.

Al igual como nunca debes ponerte un vestido con una cara fea, no debes ponerte unas botas de agua y un bikini, las chanclas se inventaron para algo, y no es para estar en tu zapatero por muy bonito que sea.

Por eso deja tus pies al aire, si llueve pues que se limpien, pero no participes en esa moda insulsa de las botas de agua. Si te tapas los pies con esas botas ten la decencia de taparte las piernas, ahorraras dinero en medicamentos para los resfriados y en abogados de divorcio.