Las coletas no sientan a todas bien

Aunque todos pensemos en lo divertidas que parecían las coletas llevadas por la pizpireta niña con pecas, ya no tenemos esa edad, y de 18 en adelante las coletas en lugar de mejorar la imagen de la persona, la pueden cag…

A todo el mundo no le sienta bien el pelo recogido, por tanto hay que tener mucho cuidado con lo que hacemos, porque los arrepentimientos siempre llegan tarde.

Si la proporción de nuestras orejas, cabeza, frente y muchos otros puntos de la cara no es la correcta, ya podemos ir olvidándonos de hacernos un moño o una coleta para cambiar de peinado. Para todas esas personas el pelo sirve para ocultar, y por tanto mientras haya, a realizar su función.

Por eso incluso aunque tengamos menos de 18 años hay que pensarse dos veces el usar este recurso, si no te gusta tu pelo ponte un gorro, siempre estarás más elegante que con un atrevido peinado como el de la foto.

Las coletas no sientan a todas bien.

Las coletas no sientan a todas bien.

La misma cara que pone la de la foto se me ha quedado a mi al ver la imagen. De ahí reflexionar y advertir a los mortales que la elegancia y las coletas no pueden estar en el mismo plano, o lo uno o lo otro, pero ambos conllevarán irremediables consecuencias, sin hablar de una pérdida total de reputación.

Ni cien mil falleras con sus ensaimadas por montera podrían asustarme tanto como esta foto, por favor mi reino por un mundo sin coletas. No hay explicación ni excusa posible para llevar unas coletas como estas, por eso solicito clemencia, para que mis ojos no tengan que volver a pasar por semejante sufrimiento.

Aunque pueda parecer pretencioso, si con mi esfuerzo el mundo se quedara sin coletas todos rendiríamos mejor y seguro que podríamos superar la crisis en cuestión de días. Porque está claro que llevando algunas coletas las mentes de las personas no pueden funcionar correctamente, pues las neuronas parecen estiradas hasta su límite y más allá, y por otra parte las personas que tenemos que soportar visualizarlas nos sentimos encasillados en un mundo al que no queremos pertenecer, y eso reduce nuestro esfuerzo diario al menos 100%.

Por eso entre todos debemos erradicar este mal que está llevando a la quiebra no solamente nuestro modelo productivo, sino lo más importante, nuestra elegancia latina, que por mucho que los del norte quieran negar, nunca a la gente estirado del norte les quedará tan bien un vestido o un traje como a los cálidos del sur.

Las coletas son un recurso del pasado, si tu peluquero/a solamente tiene esa solución para tu pelo ya estás tardando en cambiarte, recursos hay miles, y solamente los malos y vagos decidirán que lleves una coleta para estar más guapa/o.

Hay que tener siempre presente que al igual que para ser un buen fan hay que tener límite, para llevar coletas hay que marcarse unas pautas, ni pueden ir en contra de la gravedad ni enrollarse como las ensaimadas, ambas posibilidades están totalmente desaconsejadas, salvo que quieras hacer el ridículo.