Qué peligro tiene tu suegra con sombrero

Toda la vida esperando el momento y ha llegado, tus suegros que son un poco pijos te han invitado a realizar un viaje, y que vacaciones, quieren que la parejita se vaya con ellos a la Gran Bretaña. Pero por si fuera poco, todo es un pretexto, el viaje está planeado para visitar el hipódromo más famoso del mundo, bueno famoso para aquellos que osan llevar un intento de sombrero en la cabeza.

Lo primero que te preguntas es, ¿será época de carreras de caballos? No hace falta que lo busques, ya te decimos que la respuesta es afirmativa. Te han invitado porque quieren ir también a una carrera de caballos con vosotros, y su plan es mucho más macabro de lo que puedas pensar.

Recopilemos datos, te han invitado los suegros, algo muy peligroso que seguro te restregarán toda la vida, y por si fuera poco tendrás que asistir de etiqueta a una carrera de caballos en Ascot, si has leído bien, si pensabas que las figurillas para poner en los muebles eran lo peor que te podían regalar, acaban de sorprenderte.

¡Qué peligro tiene tu suegra con sombrero!

¡Qué peligro tiene tu suegra con sombrero!

Supongo que sabrás que es lo que sucede en las carreras de Ascot, pero por si lo has olvidado, ahí tienes algunos detalles escabrosos.

A las carreras de caballos de Ascot va la gente bien, enfundados en sus vestidos elegantes y repipis, y principalmente las mujeres llevan unos sombreros que si fueran usados para el tiro al plato ya servirían para algo. Es una lástima que en lugar de hipódromo no sea un campo de tiro. ¡Uffff! con que gusto pagaría por visitarlo.

Así que imagínate el panorama, vosotros con tus suegros, y especialmente, vosotros con tu suegra con sombrero, ¡tierra trágame!

Ten por supuesto que su inglés anacrónico será muy superior al tuyo, que como siempre vestirás como un mamarracho, pero la niña no se libra, porque de ella dirán que ha perdido mucho desde que se ha casado, que su elegancia ya no es lo que era, y todo esto tendrás que soportarlo viendo el pedazo de m de sombrero que la suegra lleva en la cabeza.

La elegancia no se compra, por tanto por mucho que su sombrero sea del diseñador X, es un cutre caballo que no usarías ni en una fiesta para hacer reír a un grupo de niños. Ya sabemos que piensas eso, pero no puedes decirle eso a tu suegra porque no la matarías del susto, mucho peor la pondrías furiosa, y una suegra en ese estado y con sombrero no es un peligro, es el fin de los días. Es como si tu novia viste de negro, ¡huye! En el futuro no tendrás más oportunidades.

El refrán debería decir tal que así, si tu suegra con sombrero ves acercar, pon tus barbas a remojar. Los sombreros en cabeza de suegra los carga el diablo, y ni toda el agua bendita puede salvarte de lo que se avecina.

Ante un problema de este calibre, vacaciones junto suegra con sombrero en la tierra de los Lores viendo caballos con enanitos subidos, solamente hay dos opciones, o te pillas una buena pastilla de esas de las de tu abuelo y pasas todo el viaje colocado, o te rompes las dos piernas, con una seguro que te harían arrastrarte hasta allí. La elección es tuya y la única alternativa aunque dolorosa es el divorcio, pero peor es morirse con tu suegra con sombrero.